Ya hemos conversado sobre la importancia de tener un espacio para el trabajo en casa. Cuando eres emprendedor y tienes tu oficina en casa un hilo muy fino divide lo laboral de lo personal y aunque parezca exagerado la clave para poder mantener el equilibrio esperado en ambos mundos lo da el dedicar un espacio exclusivo para teletrabajar.

Suponemos que la libertad que nos da la posibilidad de trabajar en casa hace que nos sintamos bien per se, porque en teoría no existe un lugar más cómodo que nuestra casa.

Eso es cierto, pero el hecho de estar en el lugar donde más cómodos nos sentimos puede hacer que nos relajemos de más al momento de desempeñar nuestras labores al punto de procrastinar con tareas del hogar o por el contrario sobre cargarnos en el día a día porque simplemente no “nos alcanza el tiempo” y si estamos todo el día en el lugar de trabajo, trabajamos durante todo el día.

Si te sientes identificado con lo comentado hasta ahora este artículo definitivamente es para ti. A continuación presento tres porqués debes tener tu espacio de trabajo en casa:

1. Porque debes dividir lo laboral de lo personal

Así se sencillo y con esto lo que hago es reiterar lo escrito en las primeras líneas. La posibilidad de contar con un espacio para trabajar nos permite establecer horarios y llevar a nuestro cerebro los mensajes de inicio y cierre de jornada, de acuerdo a las horas y los días que deseamos emplear para el trabajo.

Algo tan simple como abrir o cerrar una puerta o sentarnos en una mesa para abrir y cerrar nuestra lapto ayuda a enviar ese mensaje.
Adicionalmente, si estamos en casa con nuestra pareja, hijos u otros familiares, estar en tu espacio de trabajo te ayudará a dejarles en claro que no pueden interrumpirte o distraerte porque estás en tus momentos laborales.

2. Porque te ayuda a la organización

Tener todo lo que necesitas para tu trabajo en un solo lugar te ayuda a la organización.

Un Asistente Virtual generalmente tiene todos los elementos de su oficina virtual en su PC o lapto; sin embargo, si eres de los que debe imprimir documentos, seguro te gustará tener a mano la impresora con papel, la grapadora, algunas carpetas y hasta archivadores para mantener el orden.

Si das soporte de atención al cliente o te encargas de la agenda u organización de eventos, probablemente necesitas una línea telefónica cercana. O una calculadora si ayudas a tus clientes con su contabilidad.

Existe toda una moda de los famosos Post-it de colores para los recordatorios.

Cuadernos, lápices, bolígrafos, dispositivos móviles para Internet, pendrives, cargadores, etc… no son imprescindibles pero facilitan tu trabajo y te hacen ahorrar tiempo si los tienes a la mano.

3. Porque te ayuda a ser más productivo

Acostumbrarse a trabajar desde un mismo lugar a diario, ayudará de forma consciente o inconsciente a que asocies el espacio con tu trabajo y con la concentración para trabajar.

Cuando te concentras a realizar una tarea en específico, sin distracciones, puedes hacer tu trabajo en el tiempo previsto.
Si trabajas en pijamas desde la cama o en el sofá, es más fácil caer en distracciones.

No niego que parte de las facilidades de trabajar en casa está en que de vez en cuando puedas dormir un poco más, revisar o responder correos envuelto en las sábanas en un día lluvioso o de mucho frío (todos lo hemos hecho) pero no debemos hacer de esto un hábito, sino la excepción a la regla.

Seguro ya estás convencido de tener tu espacio de trabajo en casa. Ahora ¿Qué es lo más importante al momento de destinar ese espacio? ¿Debe ser grande? ¿Debo estar totalmente aislado? ¿Tener un espacio cerrado?

La respuesta a esas interrogantes dependerá de ti. Tu espacio de trabajo debe estar diseñado a la medida de tus posibilidades y necesidades.

Pero debes considerar tres aspectos fundamentales: comodidad, ergonomía y seguridad.

Tu oficina en casa debe ser cómoda para ti

Aunque al principio no prestemos mucha atención al tema ergonómico nuestra salud nos lo agradecerá. Pasaremos largos periodos de tiempo sentados frente al escritorio por lo que se recomienda contar con una buena silla ergonómica.

Una silla con un respaldo alto y cómodo invitan a tener una buena postura corporal donde la espalda descansa y obtiene un buen apoyo.

Por otro lado, contar con tu oficina en casa te ayuda a mejorar tu visión como profesional además de que te brinda la oportunidad decorarla a tu gusto y según tu personalidad.

Tomártelo realmente en serio te brinda mayor seguridad en ti mismo y en tus habilidades como Asistente Virtual.

Si tienes tu espacio de trabajo en casa cuéntanos cómo es y qué beneficios te ha aportado y si no lo tienes coméntanos si este artículo te ha servido.

¡Déjanos tus comentarios en Facebook!
Share This